6 junio 200203:50

ENTREVISTA CONCEDIDA A RIA "NOVOSTI" Y "RENMIN RIBAO" POR EL MINISTRO DE ASUNTOS EXTERIORES DE RUSIA, IGOR IVANOV, CON MOTIVO DE LA PROXIMA CUMBRE DE LA CMCA

1148-03-06-2002

  • de-DE1 en-GB1 es-ES1 ru-RU1 fr-FR1

PREGUNTA: El 4 de junio, en Alma-Ata, se inaugurará la primera cumbre de la Conferencia sobre la Cooperación y Medidas de Confianza en Asia (CMCA).

Por cuanto estas siglas prácticamente no aparecían en la prensa escrita, їpodría describir en unas palabras los antecedentes y la esencia del proceso de la CMCA?

RESPUESTA: La idea de la Conferencia fue adelantada por el presidente de Kazajstán, Nursultán Nazarbayev, aun en 1992, en la 47Є sesión de la Asamblea General de la ONU, con el fin de poner en marcha el proceso asiático que hiciera posible articular los mecanismos de solución de los problemas clave de este continente y de mantenimiento de seguridad en Asia. De modo que se necesitaron diez años de trabajo intenso para llevar a la práctica este proyecto.

Rusia desde el principio apoyó la iniciativa de Nazarbayev y formó parte del grupo de países, encargados de preparar la cumbre.

En el momento actual la CMCA asocia a 16 países de Asia y de Africa del Norte: Azerbaiyán, Afganistán, Egipto, Israel, India, Irán, Kazajstán, Kirguizia, China, Mongolia, Pakistán, Palestina, Rusia, Tayikistán, Turquía y Uzbekistán. Los Estados miembros ocupan la superficie global de 390 millones de kilómetros cuadrados, lo que constituye un 89% del territorio de Asia y cuentan con el número de habitantes superior a 2,8 mil millones de personas, casi la mitad de la población del planeta. Los países como EE UU, Japón, República de Corea, Indonesia, Malasia, Vietnam, Australia y Ucrania poseen el estatuto de observador, lo mismo que las organizaciones internacionales más importantes, incluidas la ONU y la OSCE. En otras palabras, se trata de un proceso muy representativo, con perspectivas serias.

PREGUNTA: їCuáles son las singularidades y la importancia del foro de Alma-Ata?

RESPUESTA: Lo más importante es que en esta reunión se sentarán a conversar los mandatarios y altos representantes de los países, fundamentalmente de Asia, tan diferentes por sus tradiciones históricas y culturales y las orientaciones políticas y económicas. Por eso, sin pecar de exagerado, puede decirse que la cumbre de la CMCA es un acontecimiento fuera de lo común tanto a escala internacional como en el plano regional.

Un valor especial confiere al próximo foro el actual trasfondo internacional: la existencia de la coalición antiterrorista global y la campaña que está llevando a cabo en Afganistán. Además, en la Conferencia estarán representados los países principales de Oriente Próximo y de la parte sur de Asia, otras regiones de inestabilidad extrema.

PREGUNTA: Lo dicho por Usted invita a hacer la siguiente pregunta: їqué objetivos se plantea la diplomacia rusa en Alma-Ata?

PREGUNTA: Nuestra posición está absolutamente clara: la CMCA es capaz de aportar una notable contribución al saneamiento de la situación en Asia, ante todo, a la tarea de conjurar la amenaza terrorista. Mientras el objetivo final, tal como lo concebimos, consiste en formar en el continente asiático el espacio de seguridad único e indivisible. Es una tarea colosal por su alcance y complejidad y reclamará el más enérgico esfuerzo mancomunado. Habrá que trabajar en muchas áreas que van desde el arreglo de los conflictos locales y la no proliferación de armas de destrucción masiva hasta la erradicación de la hostilidad religiosa e interétnica y la lucha con el tráfico ilegal de drogas y armas. Uno de los problemas más apremiantes consiste en erradicar las causas de los llamados retos de nueva generación que tienen sus raíces en la miseria y el atraso y en la cada vez más holgada diferencia entre los países industrializados y los en desarrollo. En una palabra, hay un vasto campo para el diálogo y la cooperación.

Rusia tiene en Asia intereses amplios y variados. Los sucesos que se operan en el área guardan relación directa con nuestro país, sobre todo, en lo que se refiere a mantener la seguridad y estabilidad de nuestras fronteras orientales y crear condiciones para el fomento de Siberia y el Lejano Oriente.

Repito que en el área que abarca la CMCA se encuentran dos mayores focos de tirantez: el afgano y el mesoriental. Asisten a la Conferencia India y Pakistán, la enconada confrontación entre los cuales provoca una seria inquietud en el mundo.

Rusia ha atesorado una rica experiencia en robustecer confianza y contrarrestar los nuevos retos a la seguridad internacional. En esta relación quiero hacer recordar los Acuerdos sobre el robustecimiento de las medidas de confianza en lo militar y sobre la reducción de las fuerzas armadas en la zona de la antigua frontera soviético-china que suscribimos con China, Kazajstán, Kirguizia y Tayikistán. Se trata de los primeros acuerdos de este género en la historia de Asia. Experiencias útiles en la lucha contra el terrorismo, el separatismo y el crimen transnacional acumularon los países de la CEI y la Organización de Cooperación de Shanghai. Vale la pena mencionar también la labor conjunta que desarrollamos junto con la ASEAN para preparar la Declaración "Concordia en el Pacífico", una especie de Código de conducta en la región, que establece los principios fundamentales de las relaciones en la zona Asia - Pacífico. Todo ello constituye nuestro aporte ponderable al robustecimiento de la seguridad en Asia.

La cumbre de la CMCA ofrece posibilidades adicionales para incrementar los esfuerzos multilaterales encaminados a estabilizar la situación en Asia, y nos proponemos aprovechar enérgicamente estas posibilidades.

PREGUNTA: Inmediatamente después de la cumbre de la CMCA se celebrará la de la Organización de Cooperación de Shanghai (OCS). їSe tiene previsto unir en un futuro estas dos organizaciones?

RESPUESTA: Hay que ver con claridad las diferencias existentes entre la OCS y la CMCA. La OCS se está instituyendo como una organización regional de envergadura, como un mecanismo bien estructurado de cooperación multilateral entre sus seis Estados integrantes en derroteros más diversos: desde el fortalecimiento de la confianza y la lucha conjunta contra las amenazas comunes hasta la cooperación económica, comercial y cultural. Por lo que a la CMCA se refiere, es un foro para sostener diálogo y consultas que no se tiene previsto transformar en una organización internacional.

La OCS está abierta para una cooperación constructiva con otros países y organismos internacionales, por lo cual las discusiones en el marco de la CMCA podrían aportar una valiosa contribución al funcionamiento de esta asociación interestatal.

Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa (OSCE)

Consejo de Europa (CE)

OTAN

Unión Europea (UE)

x
x
Criterios adicionales de búsqueda