28 mayo 201813:20

Discurso y respuestas a preguntas de los medios ofrecidos por el Ministro de Asuntos Exteriores de la Federación de Rusia, Serguéi Lavrov, durante la rueda de prensa conjunta celebrada al término de las negociaciones con el Ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación de la República de Mozambique, José Pacheco, Moscú, 28 de mayo de 2018

1023-28-05-2018

  • de-DE1 en-GB1 es-ES1 ru-RU1 fr-FR1

Estimadas damas y caballeros:

Hemos sostenido unas negociaciones muy buenas. Hemos discutido cuestiones, de actualidad para nuestros países, concernientes a las relaciones bilaterales, a las agendas regional e internacional. Hemos concretado toda una serie de ámbitos de cooperación que discutimos durante mi visita a Maputo en marzo pasado.

Por lo que se refiere a las relaciones bilaterales, hemos confirmado la voluntad recíproca de ir profundizando la cooperación económica y comercial. Consideramos como derroteros más prioritarios la cooperación en la prospección geológica y la extracción de minerales, las telecomunicaciones, la energía y el agro.

Apoyamos juntos el creciente interés de los empresarios rusos por trabajar en el Continente Africano, incluido Mozambique. Aclamamos la enérgica participación de la delegación mozambiqueña en el Foro Económico Internacional de San Petersburgo, en el que el Ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación de la República de Mozambique, José Pacheco, representó a los círculos oficiales de su país. Estamos satisfechos con la primera sesión de la Comisión Intergubernamental para la Cooperación Económica y Científico-Técnica que tuvo lugar a finales de abril pasado en Maputo. Durante la sesión se acordaron los pasos a seguir orientados a los resultados concretos.

Hemos dado una alta valoración a la licenciatura en especialidades civiles que en universidades rusas obtuvieron jóvenes mozambiqueños, así como a la instrucción y superación profesional de los cadetes y agentes de las fuerzas del orden público en los centros de enseñanza de los Ministerios de Defensa y del Interior de la Federación de Rusia. Hemos reafirmado la disposición a aumentar el número de alumnos y cadetes en todas estas especialidades.

En cuanto a la agenda internacional, nos atenemos a la opinión común sobre la necesidad de estructurar las relaciones interestatales a tono con el Derecho Internacional, el respeto a la identidad de los pueblos, a su deseo y derecho de determinar ellos mismos su destino. Hemos hecho constar un buen nivel de la coordinación de nuestra actuación en la ONU, en otros foros multilaterales. Hemos acordado promover esta coordinación.

Nuestros amigos nos han dado a conocer sus valoraciones de la situación en el Continente Africano. Rusia y Mozambique parten invariablemente de que todos los problemas, conflictos y crisis que, lamentablemente, se mantienen todavía en el continente, deben resolverse por los propios africanos, desde luego, con el apoyo moral, político y económico por parte de la comunidad internacional en persona de la ONU y del Consejo de Seguridad de la ONU.

Hemos destacado una enérgica actuación de Mozambique en los organismos regionales, tales como la Unión Africana, la Comunidad de Desarrollo de África Austral, su participación en los esfuerzos mediadores para arreglar toda una serie de situaciones conflictivas, concretamente, en Madagascar. Hemos discutido las perspectivas de ahondar la cooperación ruso-africana en el contexto de la zona continental de libre comercio que se está formando. En este proceso, el papel protagónico lo desempeña África del Sur, donde Mozambique también promueve enérgicamente los procesos integracionistas. Hemos discutido asimismo las perspectivas de establecer contactos entre la Comisión Económica Eurasiática y la Comisión de la Unión Africana. Tenemos todo un conjunto de propuestas concretas al respecto que están siendo analizadas por los correspondientes organismos.

Mantenemos postura única respecto a la situación en Oriente Próximo y el Norte de África: es menester aunar los esfuerzos en la lucha contra el terrorismo sin recurrir a doble rasero y asumir a nivel de conciencia que los intentos de coquetear con los terroristas en aras de conseguir objetivos geopolíticos coyunturales no aportan nada bueno. Volvemos a cerciorarnos de esto al ver los persistentes efectos negativos de lo que ocurrió en Libia en 2011, cuando, en contravención de la resolución del Consejo de Seguridad de la ONU, varios países de la OTAN cometieron contra ella un acto de agresión. Sus consecuencias se dejan sentir hasta ahora en la República Centroafricana, en Malí, Chad y otros países africanos al sur del Sahara.

A rasgos generales, tenemos una concepción sobre cómo fomentar las relaciones mutuamente beneficiosas en todos los derroteros. Confío en que Rusia y Mozambique alcancemos nuevos resultados concretos en la economía, el diálogo político, así como en las Humanidades, la cultura y la educación. Le agradezco a mi colega y amigo este encuentro sumamente útil.

Pregunta: ¿Cómo evalúa Rusia la intensificación de las acciones del EI al este de Siria, no lejos del territorio Al-Tanf controlado por los militares estadounidenses? Comente las noticias de algunos medios sobre la elaboración por el asesor del Secretario de Estado de EEUU para Oriente Próximo, David Satterfield, de un plan para el arreglo en el sur de Siria que incluye la retirada de las tropas estadounidenses desde Al-Tanf. Comente los comunicados de los medios israelíes acerca de que Rusia podría pedir a las fuerzas iraníes retirarse de la frontera con Israel.

Respuesta: Son muchos los testimonios de que en Al-Tanf ocurren cosas extrañas. Desde el punto de vista militar, esta zona no tiene gran importancia para organizar operaciones antiterroristas. Observamos cómo en esta zona, incluido el campamento de refugiados Rukban, con cada vez mayor frecuencia aparecen grupos armados, incluyendo aquellos que, según nuestros datos, están vinculados con el EI u otras agrupaciones extremistas. Hemos hablado de esto reiteradamente con nuestros colegas estadounidenses, destacando que esto contradice nuestros acuerdos sobre el trabajo por lograr la distensión en el sur de Siria. Continuamos haciendo este trabajo a través de los contactos entre diplomáticos y militares.

Por lo que se refiere a los comunicados (no los he visto, pero me fío de Usted) sobre la elaboración del plan que incluye la retirada de las tropas estadounidenses desde Al-Tanf, cabe precisar que esta zona fue creada artificialmente, por razones incomprensibles desde el punto de vista de la conveniencia militar. Por esto, cuando nuestros departamentos militares se comunican, llamamos la atención de nuestros colegas estadounidenses sobre ello. Si ellos sacan conclusiones similares, es de esperar que esto se plasme en hechos concretos.

Respecto al sur de Siria y la frontera con Israel puedo decir que originariamente, el acuerdo sobre la creación de la zona de distensión al suroeste de Siria suponía una retirada eventual de todas las fuerzas no sirias de esta parte de la República Árabe Siria. Desde luego, todas las fuerzas no sirias deben retirarse en pie de reciprocidad, o sea, debe ser un tráfico en ambos sentidos. Este trabajo que no cesa, debe traer como resultado que en el territorio de Siria limítrofe con Israel se encuentren las fuerzas armadas de la República Árabe Siria. Confirmo que el acuerdo sobre la zona sur de distensión tiene por referente justamente este principio.

Documentos adicionales

Fotografías

x
x
Criterios adicionales de búsqueda